Retracción en la demanda de combustibles en Argentina

La demanda de combustibles en Argentina enfrenta una retracción significativa, especialmente en el norte del país.

Aunque el precio promedio de los combustibles aumentó recientemente, el incremento en las naftas grado 2 ha llevado los precios locales por encima de los países limítrofes como Brasil, Bolivia y Paraguay. El gasoil “grado 2” también supera el precio de Chile y se acerca al de Uruguay, lo que ha generado una caída en el consumo regional.

Según un informe de la consultora Economía y Energía, las ventas de naftas grado 3 han experimentado la mayor disminución en el acumulado de 2024, con un 22% menos respecto al mismo período de 2023. En contraste, la demanda de naftas grado 2 solo disminuyó un 2% interanual. Durante la primera mitad del año, la nafta súper cayó un 2%, y la premium un 22%, excepto en la Ciudad de Buenos Aires, que registró un aumento del 7,9%.

En varias provincias, como Misiones, se ha observado una caída de dos dígitos en el consumo. Esto se debe a los altos precios de los combustibles en Misiones, así como a la disminución de la demanda de automovilistas de países vecinos. Ciudades fronterizas como Puerto Iguazú, Posadas y Formosa también han enfrentado reducciones significativas en el consumo.

A pesar de estos desafíos, existe una ventaja para algunos: el encarecimiento del combustible en dólares es menor si se considera el tipo de cambio blue. Sin embargo, el gasoil ha experimentado una caída en todo el país, excepto en la Patagonia. La región del noreste argentino, que incluye Formosa y Misiones, ha sido especialmente afectada. El informe destaca que el 40% de la demanda total se concentra en la región pampeana.

En cuanto a la brecha entre naftas y gasoil, en los últimos dos años se ha reducido a la mitad. Las refinerías han ajustado los precios para disminuir la brecha entre los combustibles grado 2 y 3, en respuesta a la caída en la demanda.

En resumen, la situación de los combustibles en Argentina presenta desafíos económicos y regionales, pero también oportunidades para adaptarse y encontrar soluciones en un contexto cambiante .